sigue tu camino

El texto de hoy pertenece a Martin Buber y trata sobre una de las cuestiones más esenciales de la vida: la vocación, aquello a lo que estamos llamados a ser.  Hemos sido traídos a la existencia para iluminar este mundo con nuestra peculiar luz, para aportar algo que nadie más posee…  De ahí la importancia de seguir el propio camino, de desarrollar el propio potencial, de comprometerse con uno mismo y con los demás…  Sólo así seremos quienes debemos ser, ocuparemos el lugar que debemos ocupar, aportaremos lo que debemos aportar…  Y encontraremos la felicidad que se oculta tras el cumplimiento de la misión vital.

Somos libres para decidir qué hacer con nuestra existencia, para hacerla florecer y regalarla a los demás o para encerrarla en nosotros mismos y dejar que se marchite.  Podemos elegir, pero las alternativas no tienen el mismo valor.

Somos únicos, una obra maestra e irrepetible…  No nos contentemos con vivir la vida de otro, porque eso supondría perder la propia…  Y que el mundo se perdiera nuestra genialidad.

Sólo hay una vida, aprovéchala para ser tu mejor tú.

Os dejo con el acertado texto de Martin Buber.  Disfrutadlo:

«Cada persona que ha nacido en este mundo significa algo original, algo que nunca existió antes de ese momento, algo nuevo y único.  Y toda persona tiene el deber de caer en la cuenta y reflexionar en el hecho de que es algo único en el mundo y en que jamás existió nadie como ella, porque si alguien como esa persona hubiese existido sería ya inútil su presencia en el mundo.

La tarea más alta que tiene en sus manos todo hombre es la de llevar a su culminación esas potencialidades suyas únicas, irrepetible y sin precedente; y el no repetir algo que otro ser, aunque sea el más excelso haya realizado ya.”

Martin Buber

Share This